Buscar
00:42h. Miércoles, 16 de octubre de 2019

ASG impulsa, junto al ‘Pacto de las Flores’, su apuesta por mejorar la vida de las personas con trastorno límite de personalidad

Curbelo aclara la importancia de reactivar esta iniciativa, presentada por su grupo parlamentario a principios de año, con el objetivo de poner en marcha una serie de medidas que garanticen una respuesta asistencial adecuada

Agrupación Socialista Gomera (ASG) en el Parlamento de Canarias suma a los grupos parlamentarios que forman parte de ‘Pacto de las Flores’ su apuesta por impulsar una serie de acciones que garanticen una adecuada atención a las personas afectadas por trastorno límite de personalidad en las Islas (TLP).

El portavoz de ASG, Casimiro Curbelo, valoró el interés mostrado por las fuerzas firmantes del pacto para reactivar la propuesta defendida por su grupo a principios de este año, puesto que explicó que “se trata de una cuestión de la que de depende la mejora de la calidad de vida de muchas familias canarias”.

Por ello, ASG, junto a PSOE, NC y Sí Podemos ha registrado este viernes nuevamente esta Proposición No de Ley (PNL) en la que se dispone la necesidad de impulsar los recursos necesarios para evitar que esta patología mental, que sufren cientos de pacientes en Canarias, derive en situaciones que entrañen un riesgo para las personas que lo padecen.

Curbelo detalló que la TLP es una enfermedad que se caracteriza por la dificultad para regular sus emociones, lo que provoca cambios repentinos en su estado de ánimo, impulsividad, inestabilidad y problemas en las relaciones con otras personas. Por ello, destacó la importancia de atender a estos pacientes y proporcionarles el tratamiento adecuado, no sólo desde el punto de vista farmacológico sino terapéutico.

La diputada de ASG, Melodie Mendoza, mantuvo una reunión con representantes de la ‘Asociación TLP Impulso: Apoyo para la Atención del Trastorno Límite de Personalidad en Tenerife’, donde tomó buena nota de las necesidades que demanda el colectivo para avanzar hacia su inclusión social. Mendoza recordó que la falta de información es uno de los mayores problemas a los que se enfrentan estas personas y sus familiares, ya que según explicó, “es una enfermedad de difícil diagnóstico por la diversidad de síntomas que presenta y que puede confundirse con otras patologías”.

En este sentido, abordó la necesidad de lograr el éxito terapéutico, que se consigue adecuando los recursos a las personas, atendiendo a sus principales dificultades y realizando un seguimiento a largo plazo. “Es vital que se establezcan centros de día especializados para pacientes con este trastorno en las Islas en las que sea necesario, ya que hasta ahora sólo existe un centro residencial en Tenerife para 10 pacientes”, subrayó, además de recordar que también se precisan recursos especializados que potencien la integración de estas personas en la sociedad y su autonomía, a través de viviendas supervisadas.

La PNL recoge además la necesidad de activar un servicio de urgencias psiquiátricas en los principales hospitales de cada Isla, para que los pacientes reciban la atención específica por los profesionales del área de salud mental. Algo que se pretende acompañar del código AA en sus tarjetas sanitarias, de forma que se priorice su atención para evitar situaciones que puedan derivar en una crisis mayor.

También contempla un plan de acción y seguimiento para el tratamiento de esta enfermedad que suponga una herramienta para el control y evolución del trastorno. “Es muy importante que se establezca un protocolo de transición entre la atención por especialistas pediátricos y la atención psiquiátrica de adultos, con el objetivo de que se mantenga el mismo nivel asistencial”, indicó Mendoza.

Otra de las medidas que defiende la PNL es la necesidad de incluir equipos multidisciplinares específicas que puedan atender a las distintas necesidades que se generen en el proceso de rehabilitación y garantizando un seguimiento a largo plazo, así como la promoción de la atención familiar como una red de apoyo y como herramienta para adquirir herramientas a la hora de afrontar esta enfermedad.