Buscar
22:53h. Jueves, 20 de Septiembre de 2018

La Candelaria, segundo hospital de España en obtener la certificación específica de las unidades de trasplante hepático por parte de AENOR

La Unidad de Trasplante Hepático de este centro hospitalario, que es referencia en Canarias para la realización de este programa, ha realizado 716 trasplantes desde su puesta en marcha en 1996.

El Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, en Tenerife, adscrito a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, ha obtenido la conformidad del Sistema de Gestión de la Calidad de la Unidad de Trasplante Hepático según la NORMA UNE-179008, tras la auditoría realizada por la Asociación Española de Normalización y Certificación (AENOR).

Según AENOR, el Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, en Tenerife, es el segundo hospital de España en obtener esta certificación, tras el Hospital Clínic (Barcelona), desde cuya organización se reconoció el considerable esfuerzo colectivo y transversal de los profesionales para conseguirla.

Esta norma, publicada en octubre de 2016, se ha creado específicamente para este tipo de actividad y complementa así la certificación según la norma ISO 9001 que este departamento cuenta desde 2009.

Procesos y actividades certificadas

La obtención de la norma UNE179008 contempla el trasplante hepático como un proceso que incluye todas las actuaciones que se desarrollan alrededor del paciente y sus familiares, desde que es propuesto como candidato a trasplante hasta su seguimiento ambulatorio durante años en el postrasplante.

En este sentido, la certificación de AENOR evalúa y certifica las siguientes actividades desarrolladas por la Unidad de Trasplante Hepático de La Candelaria, como son:

- Evaluación e inclusión en lista de espera del candidato a trasplante hepático.
- Gestión y seguimiento de la lista de espera para trasplante hepático.
- Seguimiento ambulatorio del paciente en lista de espera para trasplante hepático y prevención y detección precoz de las complicaciones.
- Evaluación del órgano del donante y criterios de aceptación del mismo.
- Hospitalización pre-trasplante inmediato del receptor. 
- Cirugía del trasplante hepático.
- Seguimiento post-operatorio inmediato en la unidad de críticos (Medicina Intensiva). 
- Seguimiento post-operatorio en unidades de hospitalización.
- Seguimiento ambulatorio del trasplante hepático y tratamiento de las complicaciones a largo plazo.

Además, esta norma pone especial énfasis en la calidad (cumplimiento de los protocolos y de los tiempos de evaluación adecuados) y en la seguridad del paciente en todo momento,


La Unidad de Trasplante Hepático, un equipo multidisciplinar

Las unidades de trasplante hepático tienen que garantizar que durante todo el proceso se cumplen unos requisitos de calidad y seguridad con el fin de conseguir la mejora continua traducida en supervivencia, calidad de vida, satisfacción de los pacientes y su entorno familiar, y en la percepción que toda sociedad ha de tener de los programas de trasplante en general.

El éxito del Programa de Trasplante Hepático del Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, para el que este hospital es centro de referencia autonómico, depende de la implicación de un gran número de profesionales.


Desde que se pusiera en marcha este programa en Canarias en 1996, se han realizado 716 trasplantes hepáticos.

Es importante recalcar que todos los pacientes que se benefician del Programa de Trasplante Hepático del Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria proceden de los hospitales públicos y concertados de Canarias, tanto de la provincia de Santa Cruz de Tenerife como desde Las Palmas de Gran Canaria, cuyos casos son analizados y valorados por un comité para su inclusión en lista de espera mediante estrictos criterios clínicos y posteriormente ser realizado el trasplante.

Alrededor de 60 personas conforman el equipo de profesionales que participan en las diferentes fases del proceso. Profesionales del Servicio de Urgencias Canario y de los centros hospitalarios trabajan de forma coordinada en diferentes cometidos para que el trasplante de hígado pueda llevarse a cabo perfectamente, puesto que en este tipo de casos el tiempo es vital.

De ahí que se necesite la participación de telefonistas, cocina, celadores, personal de admisión, hospitalización, auxiliares de enfermería, enfermeros, digestólogos, anestesistas y cirujanos, médicos y personal técnico de anatomía patológica, bacteriología, hematología, radiología, laboratorio y medicina intensiva, para que con su trabajo altamente profesional se consolide el éxito del trasplante.

Este proceso es liderado por los Coordinadores Hospitalarios (médico y de enfermería) de Trasplante, profesionales imprescindibles para el proceso integrado de donación y trasplante, y elementos claves en el internacionalmente reconocido como “Modelo Español” de trasplantes.

La actividad del equipo de Trasplante Hepático del Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, va más allá de la actividad extractora y trasplantadora. En el ámbito docente, sus especialistas forman a nuevos profesionales sanitarios internos residentes, y en el área científica, también divulgan sus conocimientos en publicaciones científicas internacionales del campo de los trasplantes.

Donación, gesto solidario y necesario

La base fundamental de este logro, parte de la donación y de la solidaridad de la población, cada vez más concienciada en la importancia de este gesto voluntario y anónimo con el que numerosas personas pueden salvar su vida, y a cuya decisión se debe el éxito y la consecución de este reconocimiento de calidad.