Buscar
07:55h. Viernes, 15 de noviembre de 2019

Los incendios forestales en Canarias serán más voraces y frecuentes

Los profesionales forestales advierten que la política ambiental y territorial de los últimos 40 años no ha funcionado y que necesitamos urgentemente su profunda revisión para salvar a los montes de las islas y garantizar nuestra sostenibilidad

Los profesionales forestales agrupados en PROFOR Canarias advierten en un Manifiesto que los grandes incendios forestales de las islas, como el que afecta todavía a Gran Canaria, serán cada vez más frecuentes debido al calentamiento global y al fracaso de las políticas ambientales territoriales y forestales desarrolladas en el archipiélago en los últimos 40 años.

Señalan que el desarrollo de la sociedad global ha propiciado el crecimiento de las ciudades y el abandono de las actividades agrícolas, lo que ha provocado el abandono de actividad en los territorios de las medianías y cumbres y creado un entorno propicio para los incendios forestales.

Asimismo, ponen de manifiesto que el progresivo calentamiento global vuelve más vulnerables a los montes de las islas, expuestos cada vez con más frecuencia a temperaturas en muchos casos históricas que contribuyen también a la aparición de incendios forestales cada vez más frecuentes, voraces y perniciosos, tanto para la naturaleza como para los seres humanos.

Los profesionales forestales de Canarias destacan al respecto que las zonas propicias para la repetición de episodios como el que vive Gran Canaria estos días abarcan cada vez a más núcleos de población, exponiendo por ello a las personas a los nuevos peligros derivados de los incendios forestales.

Posibles soluciones

Plantean que reconducir esta situación demanda una recuperación y potenciación de las actividades forestales, agrícolas y ganaderas de las islas, lo que implica un cambio de modelo que permita un desarrollo rural sostenible y reduzca la biomasa que producen los montes, antes de que lo hagan de forma virulenta los incendios forestales.

Este cambio de modelo demanda un esfuerzo colectivo sin precedentes que implica a los agentes sociales y políticos, así como a la ciudadanía y a su forma de entender la vida y la actividad económica, tanto urbana como rural.

 

Consideran que es preciso alumbrar un nuevo modelo de desarrollo sostenible específico para Canarias que conserve la biodiversidad y la existencia de paisajes naturales que resistan mejor el impacto del fuego, así como que fomente el desarrollo de un mosaico de usos rurales, más o menos naturales, que rompan en su momento la continuidad de las llamas.

Los políticos están especialmente llamados a resolver sus diferencias y a generar consensos ante la emergencia climática en la que estamos, perfeccionando el modelo institucional y guiando su actividad medioambiental con criterios científicos y técnicos y con la sabiduría ancestral de nuestros campesinos y ganaderos.

Los profesionales forestales de Canarias concluyen señalando que es posible afrontar los retos que representa la crisis climática para las islas y su impacto sobre los montes.

 

Proponen en lo inmediato proteger el suelo de las zonas quemadas frente a las lluvias del otoño para evitar la erosión y potenciales corrimientos de tierras, y, disponer puntos de agua seguros y alimentos a los animales silvestres que hayan sobrevivido a los incendios forestales.

También animan a la población a consumir productos locales de temporada y mantener limpio el entorno de las viviendas en las zonas de alto riesgo de incendio de las islas. 

 

El Manifiesto concluye: Abordar la transformación que precisa el momento requiere de un uso adecuado del conocimiento y la profesionalidad. En nuestras islas existen profesionales altamente cualificados de múltiples ramas de conocimiento, empresarios y empresarias del sector, investigadoras e investigadores de primer orden, y, también, personas profundamente conocedoras del medio rural por su experiencia de vida y por la herencia recibida de sus antecesores.

Y añade: Necesitamos todo este conocimiento colaborando, desde la honestidad, la apertura, el reconocimiento y el respeto, para generar la innovación y la transformación que nuestra forma de vida en las islas precisa. También para aprovechar esta transformación como fuente de empleo verde, profesional, cualificado y digno, que genere prosperidad y diversifique nuestra economía, haciéndola más resiliente frente a los momentos convulsos que nos traerá el futuro. La economía verde puede y ha de ser unos de los pilares de la economía canaria del futuro.

Sobre Profor Canarias

 

PROFOR Canarias es el grupo de trabajo en Canarias de PROFOR, la Asociación de Profesionales Forestales de España, una asociación sin ánimo de lucro, creada en 1997 que representa a todos aquellos ciudadanos con interés en las funciones y el papel de los bosques, su conservación, restauración y puesta en valor.