Buscar
21:10h. domingo, 05 de diciembre de 2021

La inversión en carreteras, puertos y vivienda del Gobierno de Canarias permitirá generar más de 7.500 puestos de trabajo este año en el sector de la construcción

El consejero Sebastián Franquis asegura en el Parlamento que los 297 millones de euros de fondos propios que la Consejería de Obras Públicas, Transportes y Vivienda destina este año a nuevas obras, a la que se sumarán los 60 millones para rehabilitación del Fondo de Recuperación de la UE, supondrá una importante inyección económica para la economía canaria
sebastián franquis

El consejero de Obras Públicas, Transportes y Vivienda del Gobierno de Canarias, Sebastián Franquis, ha anunciado hoy que los cerca de 300 millones de euros que su departamento tiene previsto invertir este año en distintas obras de carreteras, puertos y viviendas protegidas en todo el el Archipiélago, a los que se sumarían los 60 millones de fondos europeos ya anunciados para la rehabilitación, permitirá generar más de 7.500 empleos directos sólo en el sector de la construcción durante este 2021.

“El volumen de inversión que tiene consignada la Consejería en el presupuesto de este 2021 es el mayor de la última década, con un gran esfuerzo inversor que alcanza los 321,7 millones de euros, y que destina sólo a obras en carreteras 100 millones de euros más que el anterior presupuesto de 2020”, aseguró Sebastián franquis, “este presupuesto no sólo mejora la calidad de vida de los ciudadanos, sino que tiene además un gran impacto sobre la economía y el empleo en nuestras islas tanto a corto plazo como en el futuro cercano”.

El consejero Franquis realizó estas manifestaciones durante la comparecencia que ha tenido lugar esta mañana en la Comisión de Obras Públicas, Transportes y Vivienda del Parlamento de Canarias.  El responsable regional de estas áreas ha asegurado que la gestión pública del Gobierno de Canarias en materia de carreteras, transporte y vivienda está llamada a desempeñar un papel estratégico en el desarrollo socioeconómico de Canarias, actuando como elemento dinamizador de nuestra economía.

 El consejero afirmó que, en relación a las áreas de infraestructura viaria y transporte, se puede considerar que el sistema de transportes canario, sus distintas modalidades, sus infraestructuras y su singularidad derivada de la insularidad, se encuentra entre los mejores del país. “Dado el avanzado aumento de las infraestructuras en Canarias, desde la Consejería, debemos ahora centrarnos en optimizar su uso, proporcionando soluciones reales a la movilidad de los ciudadanos”, añadió Franquis, “nuestro nuevo papel debe ir más allá́ de la mera provisión de infraestructuras, evolucionando a planificar la movilidad en su conjunto, para que nuestro legado sea un sistema de transportes seguro, inteligente, sostenible y conectado para las generaciones futuras”.

”Los datos hablan por sí mismos”, argumentó Franquis, “ya que por cada euro invertido en este tipo de infraestructuras se genera un efecto multiplicador en la cadena productiva de la economía canaria que se traduce en la creación de nuevos puestos de empleo en un momento de crisis económica generalizada por los efectos de la crisis sanitaria generada por el COVID-19”. El consejero explicó que por cada 60.000 euros invertidos en infraestructuras viarias, o por cada 45.000 euros en el caso de las obras de carácter portuario, se mantiene o crea un puesto de trabajo directo.

También hizo hincapié el consejero Franquis en el área de Vivienda, y recordó que la Consejería está haciendo un importante esfuerzo por reorientar la política de vivienda para adaptarla a las necesidades de los ciudadanos y a las características socioeconómicas del momento actual. “La Consejería ha puesto en marcha el Plan de Viviendas 2020-2025 que busca facilitar el acceso a la vivienda, especialmente a las personas más necesitadas, y mejorar nuestro parque de viviendas y entornos urbanos, a la vez que se fomenta la creación de empleo y se impulsa el crecimiento de nuestra economía”.

El sector de la construcción de nuevas viviendas y el de la rehabilitación de viviendas antiguas tiene algunas particularidades que lo hacen especialmente sensible a este tipo de políticas, por cuanto se trata de una actividad intensiva en trabajo. Por tanto, explicó Franquis, la inversión que se realice en esta actividad tiene una mayor repercusión en la creación de ocupación, como demuestran los estudios especializados que sitúan el ratio de empleo en obras de rehabilitación en un puesto por cada 35.000 euros invertidos, y en construcción de vivienda nueva, en un puesto cada 40.000 euros. Además, muchas de las actuaciones en materia de rehabilitación, no solamente mejoran la calidad de vida sobre todo en barrios más desfavorecidos, sino que además pueden ser rentables para quien las ejecuta, por ejemplo, las relacionadas con la eficiencia energética, donde se van a recibir unos 60 millones de euros adicionales procedentes del Fondo de Recuperación Europeo, compensando el coste de las inversiones.

   

Teniendo en cuenta los presupuestos que maneja la Consejería este año, con los 200 millones de euros que se destinan a infraestructuras viarias en todas las islas, se podrían crear algo más de 3.300 puestos de trabajo en la construcción. En las infraestructuras portuarias, a las que se dedican 19,6 millones, se podrían emplear otros 435 trabajadores.

La inversión en vivienda también experimenta este año un importante incremento con el objetivo de desarrollar el nuevo Plan de Vivienda 2020-2025 aprobado hace unos meses. De esta forma, para la construcción de nuevas viviendas protegidas se consignan este año 37 millones de euros, lo que se traducirá en más de 900 empleos directos en la construcción, unas cifras que mejoran con las partidas destinadas dentro del Plan a la rehabilitación, 40.4 millones que pueden generar 1.150 puestos de trabajo en el sector. A esto habría que sumar los 60 millones ya comprometidos por el Estado para la Comunidad Autónoma de Canarias de los Fondos de Recuperación Europeos para la rehabilitación de viviendas, otra partida que puede traducirse en más de 1.700 nuevos empleos directos en la construcción.

“Con todo ello, y teniendo en cuenta la prudencia que debe tenerse en este tipo de estimaciones, puede decirse que la inversión pública en infraestructuras financiadas con cargo al presupuesto 2021 de la Consejería generarán un total de 7.500 puestos de trabajo directos en el sector de la construcción en Canarias”, concluyó Franquis.