Buscar
15:26h. Martes, 20 de agosto de 2019

La Asociación Española de Guardias Civiles denuncia la preocupante situación de los menores inmigrantes ilegales en Melilla

La Asociación Española de Guardias Civiles (AEGC), Asociación que engloba a todos los empleos y escalas de la Guardia Civil, denuncia la preocupante situación y el continuo riesgo que sufren especialmente los menores inmigrantes ilegales que deambulan por  Melilla en sus intentos desesperados  para acceder a la península.

 

Este fin de semana ha sido especialmente significativos por el incremento de los intentos por parte estos menores por introducirse en los camiones cargados de chatarra (Bateas), ocultándose entre la carga   habiendo sido interceptados cerca de 150 de ellos  en los muelles de Melilla.  Esta vez  y una vez más la Guardia Civil ha hecho honor a su apodo Benemérito, salvando la vida a varios menores durante la mañana del domingo al percatarse del riesgo de asfixia y aplastamiento que estaban sufriendo al realizar un intento de acceso a la península dentro de las bateas, siendo necesario la intervención de los bomberos, para sacar a varios de ellos de entre la chatarra.  

Por parte de los Guardias Civiles que realizan servicio en los muelles, se ha solicitado repetidamente que el traslado de la chatarra a la península se realice en bateas cerradas y precintadas,  dado  que los menores se introducen en las mismas y se esconden entre la chatarra con grave riesgo de su vida, no habiéndose tenido en cuenta sus sugerencias, parece ser que hasta que no haya desgracias personales graves no se tomaran medidas. 

Así mismo la Asociación Española de Guardias Civiles (AEGC),  denuncia la falta de coordinación entre los Organismos  de la ciudad de Melilla, puesto que repetidamente menores son trasladados por parte de la Guardia Civil al centro de menores para su custodia hasta resolver su situación legal, estando a las pocas horas  deambulando por las calles y realizando nuevos  intentos de introducirse entre la chatarra,  así como participando en pequeños actos delictivos.

Los Guardias Civiles que prestan servicio tanto en los muelles como en la valla de melilla además de controlar el acceso a la ciudad autónoma también realizan numerosos servicios humanitarios diariamente. Los cuales parece ser que no son tenidos en cuenta por parte de algunas organizaciones, cuyo principal afán es resaltar los posibles fallos en las actuaciones de la Guardia Civil, omitiendo todas aquellas actuaciones brillantes realizadas por los agentes.

Desde AEGC, pedimos a las autoridades de la Ciudad Autónoma, que tome cartas en el asunto, se conciencie del problema y proceda a dar las instrucciones necesarias para la solución del mismo, a fin de evitar desgracias personales, dado que el problema es muy grave (los menores viajan a la península mezclados entre la chatarra, con el consiguiente riesgo de morir aplastados o afiliados por la misma) y estamos a tiempo de poner solución al mismo.