Buscar
20:06h. jueves, 27 de enero de 2022

Gregorio Medina: “Tras el PP, la Sanidad, la Educación, las Pensiones y los Derechos Laborales tendrán que ser reconstruidos”

El Senador por La Gomera asiste a la reunión del Grupo Parlamentario Socialista en el Congreso de los Diputados.

Gregorio Medina Tomé, senador por La Gomera

El senador por la isla de La Gomera, Gregorio Medina Tomé considera que “cuando el Partido Popular deje de gobernar este País, tras dos años de estragos que están produciendo una auténtica involución social en temas tan importantes como la Sanidad, Educación, Pensiones, Derechos Laborales y otros aspectos que afectan a toda la población y en especial a las personas más humildes, los socialistas tendremos que hacer una reconstrucción social".
 

Así se ha manifestado Medina tras la reunión celebrada este martes, 24 de septiembre en Madrid entre los grupos parlamentarios del Senado y del Congreso  a la que ha asistido el secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba.
 

Medina Tomé señala que en este encuentro se han establecido con la suficiente claridad la línea de trabajo de los socialistas a partir de este ecuador de la Legislatura y del inicio del actual período de sesiones.
 

El Senador informa que en la reunión mantenida se ha establecido la posición del PSOE ante las “tres crisis existentes que siguen afectando a España: la Económica, la Territorial y la Política.
 

Parte de la base Gregorio Medina de que “los socialistas siempre se alegrarán de cualquier mejora de la economía con son los ‘destellos positivos’ del buen comportamiento de las exportaciones, pero los socialistas en su conjunto alertamos que sería un gran error –señala—que se pretendieran usar  como argumento por la derecha europea y concretamente por la Española para consolidar sus políticas de austeridad, cuyo fracaso está más que acreditado y cuya necesidad de cambio hacia políticas de crecimiento ha sido ampliamente proclamada, tanto a nivel nacional como internacional”.
 

El Senador en cuanto a la crisis territorial defiende la alternativa federal que hacemos en el PSOE, ya que será un nuevo marco  de organización y convivencia, frente al independentismo al que aspiran algunos y también al neocentralismo que reclaman otros.
 

Y en cuanto a la crisis política, que Gregorio Medina considera creada a raíz del caso Bárcenas y también al papel obstruccionista del Gobierno, se hace eco de las palabras de Alfredo Pérez Rubalcaba  que ha dicho “que el PSOE insistirá una y otra vez, par que este tema sea aclarado en el propio Parlamento”.
 

El Parlamentario insular apunta que los socialistas “intensificaremos las tareas de oposición pero siempre acompañaremos las críticas con alternativas claras como son nuestras propuestas de derogar íntegramente en cuanto gobernemos la Reforma Laboral; volver al sistema de becas que instituyó el Gobierno del PSOE en las dos legislaturas anteriores; la no aplicación de la Ley Wert, oponernos frontalmente a que se bajen las pensiones y a que se utilice el Fondeo de Reserva para afrontar las dificultades actuales y por ejemplo, que se aplique la actual Ley del Aborto que aprobó el Gobierno Socialista.
 

Medina mantuvo asistió también a la Sesión de Control del Gobierno en la que se realizaron diversas preguntas al Ejecutivo sobre temas relacionados con la pensiones y las consecuencias de las medidas del PP sobre la reforma del Sistema, así como la tazas judiciales y como están dificultando éstas el acceso de la ciudadanía a la Justicia.
 

Otro de los aspectos analizados fue el de las ayudas a la Banca que “no han servido para mejorar la situación del crédito a las empresas y a los particulares” o el copago y sus efectos. Además se interpeló al Gobierno de Mariano Rajoy sobre las previsiones del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas en relación con la reclamación de deudas tributarias al colectivo de pensionistas de Emigrantes Retornados.
 

La sesión finalizó con el debate de una moción que instaba al Gobierno  la adopción de determinadas medidas tras el primer año de vigencia de la Reforma Laboral, incluida su derogación por el daño que está causando a la creación de empleo y al propio sistema de pensiones, asunto esto en el que el Partido Popular votó en contra.