Buscar
19:46h. Viernes, 15 de Diciembre de 2017

InfoCircos se ofrece a acoger a los animales de los circos

Ante una tendencia imparable, marcada por la prohibición de circos con animales en Cataluña, Baleares y más de 400 municipios en toda España, la coalición tiende la mano al sector circense para facilitar su reconversión. 

 Primero fue Cataluña y la semana pasada llegó el turno de las Islas Baleares. En estas dos Comunidades Autónomas los circos no podrán volver a utilizar animales en sus espectáculos. Así lo establecen sendas leyes regionales de protección animal. 

En 2015 Cataluña aprobó una ley que prohibiría la utilización de animales salvajes en espectáculos circenses con una moratoria de 2 años. La prohibición entró en vigor hace apenas dos días, el 29 de julio. Baleares ha ido un paso más allá y el pasado día 24 de julio todos los Grupos Parlamentarios del Gobierno Balear votaron a favor de la prohibición de los circos con cualquier animal. 

Entre la aprobación de una ley y otra han pasado dos años, pero no tendrá que transcurrir tanto tiempo antes de que nuevas Comunidades Autónomas se unan a lo que ya se ha convertido en una tendencia imparable, tanto a nivel internacional como a nivel municipal y regional dentro de España. Galicia, la Comunidad Valenciana o Castilla-La Mancha previsiblemente se unirán a este listado en un futuro cercano.

418 municipios españoles se han declarado libres de circos con animales. A simple vista podría parecer poco, pero se trata de una cifra nada desdeñable si tenemos en cuenta que de las 62 ciudades del Estado con más de 100.000 habitantes solo 14 siguen permitiendo los espectáculos de circo con animales, lo cual supone un 22.5%.

Y la cifra resulta aún más impactante considerando que hace dos años el número de municipios libres de circos con animales no superaba los 150.

Esta tendencia política encaminada a terminar con la utilización de animales en los circos responde a una demanda social progresivamente creciente. Cada vez son más las personas concienciadas con el trato que damos a los animales, y comportamientos que antes se consideraban normales han dejado de aceptarse socialmente.

Los propios niños, público mayoritario de estos espectáculos, muestran un rechazo cada vez mayor ante la utilización de animales en los circos. En los últimos meses los propios escolares de Altea y Cornellà de Llobregat han logrado que sus municipios se declaren libres de circos con animales.

Dentro del mundo del circo, son cada vez menos los que mantienen animales en sus espectáculos. El número de circos españoles que todavía no ha dado el paso a la reconversión no supera los 10. La coordinadora de InfoCircos, Marta Merchán, explica que “desde InfoCircos siempre hemos tendido la mano a estas pocas empresas para que pongan fin al proceso de reconversión en espectáculos sin animales iniciado hace ya años por la gran mayoría del sector circense.

Nos preocupa el destino de sus animales y por ello nos hemos puesto a su disposición una y otra vez para ayudar a encontrar lugares adecuados donde los animales puedan retirarse de su vida en el circo, como es el centro de rescate de animales salvajes de AAP Primadomus, una de las asociaciones que forman InfoCircos.”

En mayo de este año se produjo el primer caso de entrega de sus animales por parte de un circo español a una ONG. AAP Primadomus se hizo cargo de manera totalmente gratuita de los animales, no sólo de su traslado hasta el centro sino también de su cuidado y manutención. El circo había recibido ofertas de compra de los animales por parte de otras empresas circenses pero pensando en su bienestar prefirieron cederlos al centro de rescate.

Desde los circos se aferran al argumento de que sus animales han nacido en cautividad. Sin embargo, indica Merchán, “los animales salvajes de los circos no dejan de ser salvajes por haber nacido en cautividad, tal y como han manifestado las autoridades científicas veterinarias”.

La propia Federación Veterinaria Europea hizo una declaración oficial en 2015, a la que posteriormente se adhirió el Consejo General de Colegios Veterinarios de España, en la que insta a las autoridades a prohibir la utilización de animales salvajes en los circos “al no existir en ningún caso la posibilidad de satisfacer adecuadamente las necesidades fisiológicas, mentales y sociales de estos animales”, y dados “los graves riesgos de seguridad, salud pública y sanidad animal” que pueden suponer.

Desde InfoCircos confiamos en que los Gobiernos Autonómicos que todavía no han iniciado procesos para prohibir la utilización de animales en los circos seguirán el ejemplo de Cataluña y Baleares.