Buscar
20:30h. lunes, 06 de diciembre de 2021

“El PP pretende ocultar su nefasta política nacional con la gestión del incendio de La Gomera”

Se dieron todas las explicaciones técnicas, jurídicas y políticas en un pleno que duró seis horas y media, mucho más que lo que duró el debate en el Parlamento Regional.

El Partido Popular en Canarias y en La Gomera se quedó sin argumentos cuando afirmaba que existía “un pacto de silencio” entre Paulino Rivero y Casimiro Curbelo para que no se supiera lo ocurrido en los incendios. Esa teoría, que tenía como objeto erosionar y no conocer la verdad, la pulverizó el Grupo Socialista del Cabildo al aprobar una comisión especial que tiene por objeto analizar, valorar, sacar conclusiones y determinar las razones que ha producido el incendio del pasado mes de agosto ocasionando daños en bienes, enseres, flora y fauna. Esta comisión será un foro de debate y participación de todas las instituciones públicas, colectivos, entidades y expertos en la materia y, todo ello, para mejorar la realidad de La Gomera, las familias y para que hechos de esta naturaleza no se vuelvan a repetir en la Isla ni en ninguna otra.

A partir de ahora habrá un marco serio de trabajo que vaya más allá de conocer la evolución de los incendios, medios utilizados y todo aquello que sea necesario para hacer ágiles los protocolos de extinción, los medios y las prioridades para restituir los daños de las familias y la recuperación de la flora y fauna, además de la coordinación institucional y aportaciones de colectivos y técnicos.

Ya se le acabó el “teatro” que hacía el PP en Canarias y Javier Trujillo en La Gomera. Ahora pretenden ocultar el daño que está haciendo Rajoy y la política del PP a los canarios y los gomeros (a los estudiantes, a los parados, a la sanidad, a la educación, a las energías, al transporte, a las infraestructuras...).

Ahora, Javier Trujillo sale del escondite en el que estuvo durante el incendio, pues mientras unos estábamos preocupados por los gomeros ayudando a apagar el fuego, a él lo mandó la Delegada del Gobierno a callar, pues se dedicó a recoger firmas para hacer la fiesta de la Candelaria en Chipude cuando había sido suspendida por el alcalde de Vallehermoso y la Comisión de Fiestas. Imagínense que acto de irresponsabilidad de este personaje que dice que gana el sueldo asesorando a la Delegada del Gobierno. ¿Qué hubiera ocurrido si se concentran 5.000 personas en ese lugar por el que pasó el fuego?

Este personaje prepotente y altanero ha perdido la poca credibilidad que le quedaba y las consejeras de su grupo le están abandonando y , antes de finalizar la legislatura, se quedará solo, si es que llega.

Fue consejero del Cabildo por el Grupo Socialista desde 1999 hasta 2007, fecha en la que traicionó al PSOE y a los gomeros que le votaron; cobraba como consejero liberado por el Cabildo y llevaba el área de Medio Ambiente y toda la política de incendios.

Nada tenemos que esconder, ya lo hemos explicado todo aunque no lo quiera entender el PP, pues su objetivo es erosionar y “silenciar” el fraude a la sociedad gomera con las políticas de Rajoy.

Se dieron todas las explicaciones técnicas, jurídicas y políticas en un pleno que duró seis horas y media, mucho más que lo que duró el debate en el Parlamento Regional.

La dimisión tiene lógica que se la pida al PP y a Javier Trujillo por incentivar hacer política con las fiestas de Chipude, llevando a la gente a una encerrona que hubiera supuesto una tragedia humana sin precedentes.

En todo momento existió “director de incendios” y “director del Plan de incendios” en cada uno de los niveles. Siempre hemos pedido medios aéreos, nunca los ha aportado el Gobierno apoyado por el PP, que ha co-gobernado en Canarias entre 2003 y 2010.

El Cabildo de La Gomera aporta de forma extraordinaria cada año medios propios para la prevención de incendios. En este sentido, en 2007 aportó 436.400,02 euros; en 2008 713,995 euros; en 2009 800.000 euros; en 2010 698.837,50 euros; en 2011 698.837,50 euros y en 2012 899.900 euros.