Buscar
23:48h. lunes, 24 de enero de 2022

76 Aniversario de los fusilamientos en Vallehermoso (La Gomera)

El Fogueo de Vallermoso, fue la defensa de Vallehermoso y de la legalidad republicana por sus habitantes y por los cuatro guardias civiles y el brigada jefe de puesto de ese pueblo ante el ataque de las tropas alzadas y los falangistas de Hermigua en julio de 1936.

Tal día como hoy, un 27 de Agosto de 1936, el alcalde accidental de Vallehermoso Ramón Cabrera Bernal y el brigada de la Guardia Civil de la localidad eran fusilados por defender un gobierno republicano  legitimamente contituido en nuestro pais.

Poco tiempo antes del golpe faccioso de los militares en el Estado español, se vivía una gran efervescencia social, había ganado las elecciones una coalición de izquierdas, el Frente Popular, conformado por el partido socialista, republicanos de izquierda y el partido comunista, entre otros.

La sociedad de Vallehermoso tenía una participación muy activa en la vida sociopolítica del momento, contaba con una federación obrera muy activa, cuyo local existe todavía y en el que se agrupaba una buena parte de la sociedad de aquel momento.
La imagen se corresponde a una celebración del primero de mayo de aquel año, poco tempo antes del golpe de estado y de los hechos de resistencia popular conocidos como el fogueo.
Ricardo García Luís recogería aquellos hechos en un libro suyo, El Fogueo en el que encuadra los mismos en el peculiar momento histórico en que se dieron, sus protagonistas, los acontecimientos que se produjeron y el desenlace de los mismos.

El Fogueo de Vallermoso, fue la defensa de Vallehermoso y de la legalidad republicana por sus habitantes y por los cuatro guardias civiles y el brigada jefe de puesto de ese pueblo ante el ataque de las tropas alzadas y los falangistas de Hermigua en julio de 1936. Terminó con varios Consejos de Guerra sumarísimos y el fusilamiento el 27 de agosto de 1936 del brigada de la Guardia Civil Francisco Mas García y los dirigentes de la Federación Obrera de Vallehermoso Ramón Cabrera Bernal y Manuel Quintana Florentino y el 10 de marzo de 1937, en el Barranco del Hierro, de los también miembros de la Federación Obrera, Juan Medina Herrera, Manuel Méndez Prieto y Nicolás Prieto Ventura e indultados otros cuatro de los sentenciados a muerte.

Décimas a los fusilados del Fogueo, de Pedro Suarez

Triste fue el momento aquel
cuando con gran desespero
les dije a mis compañeros:
JUAN, NICOLÁS y MANUEL.
Yo me despedí también
de los demás que allí estaban
y luego me separaban
con un profundo dolor
lágrimas mi corazón
por mis ojos derramaban.

Cuando de aquel calabozo
muy triste me separé
en mi corazón grabé
el pueblo de VALLHERMOSO.
Punto amargo doloroso
el que allí juntos pasamos
todos le dimos la mano
a mis pobres compañeros
y con un gran desespero
al barco nos retiramos.