Buscar
16:58h. jueves, 26 de mayo de 2022

El Cabildo pretende que las Actividades en el Aula de la Naturaleza de El Cedro recuperen este 2022 "la normalidad"

Para ello, la Institución insular destina más de 138 mil euros a trabajos de impermeabilización en varios módulos, la adecuación del parking y actuaciones en las áreas de cocina, aseos, salón de actos y habitaciones y espera que, el verano  de este 2022, las Actividades sean "la normalidad" en la zona.
Aula de Naturaleza en El Cedro
Aula de Naturaleza en El Cedro

El Cabildo de La Gomera ha aprobado el proyecto de mejora del Aula de la Naturaleza de El Cedro. Una infraestructura situada en pleno Parque Nacional de Garajonay, y que desde el momento de su puesta en funcionamiento acoge jornadas de convivencia y actividades sobre sostenibilidad, conservación del medioambiente y el conocimiento de los valores naturales que posee la isla. 


El presidente, Casimiro Curbelo, adelantó que la previsión de inversión alcanza los 138 mil euros, con el objetivo de actuar en varios de los módulos que componen el complejo para reforzar su mantenimiento y la conservación de una infraestructura sometida a las inclemencias del tiempo y la presencia de humedades. “Estamos ante una de las instalaciones que más demanda tiene para su uso, por lo que su puesta a punto es prioritaria, no sólo para acoger los programas que anualmente se celebran en ella, sino para incorporar nuevos servicios”, avanzó. 


En cuanto a las características de los trabajos, Curbelo precisó que en la zona de aparcamientos se actuará en la plataforma de giro y estancia de los vehículos, en los que se corregirá la actual pendiente que producía escorrentías en días de lluvias, y que para ello se construirá un murete de mampostería que se unirá a la colación de barandillas para aportar mayor seguridad a los usuarios.


Respecto al módulo de comedor y cocina, se acometerán trabajos para evitar que la humedad exterior penetre en el edificio a través del subsuelo, a partir de la canalización de pluviales. Además, se impermeabilizarán estas zonas y se realizarán tareas de pintado interior y exterior y la situación de material de cocina. Mientras, en el módulo del salón de actos, se reemplazará la cubierta sustituyendo todos sus componentes por nuevos sistemas de impermeabilización y soporte, junto a pequeñas obras de albañilería. 


En la zona de aseos se actuará para evitar las filtraciones de agua desde el exterior, tanto en el suelo como en el techo y las paredes. También se procederá a un cambio de impermeabilización de la cubierta, tareas de pintado y sustitución de varios elementos de lavandería, al igual que en los módulos de las habitaciones. 


Hasta el inicio de la pandemia, el Aula de la Naturaleza acogía a más de 600 usuarios anuales en las diferentes actividades que se celebraban y que se han venido realizando de forma regular desde el año en el que se aperturaron estas instalaciones de más 1.900 metros cuadrados.