Buscar
21:36h. Sábado, 19 de Agosto de 2017

Comienzan las tareas de pavimentación en la GM-2

Este lunes se inician los trabajos entre Apartacaminos y el Cruce de Las Hayas. La inversión prevista ronda los dos millones de euros en los 10,3 kilómetros de vía. 

El Cabildo de La Gomera ha informado del inicio de la renovación del pavimento de la GM-2 en el tramo que transcurre desde Apartacaminos hasta el Cruce de Las Hayas. Desde este lunes, las obras se centran en la dotación de una nueva capa de rodadura, después de los trabajos realizados en las últimas semanas dirigidos a la construcción de cunetas en los márgenes de la vía.

El presidente, Casimiro Curbelo, recuerda que el primer tramo donde se realiza la renovación del pavimento está dentro de los 10,3 kilómetros adjudicados a Acciona con una inversión de 1.831.949,74 €. Así, apunta a que estos trabajos incluyen la modificación de la señalización de la vía y la mejora de los elementos de seguridad para los conductores.

Respecto a la financiación de las obras, Curbelo explica que se enmarcan en las actuaciones previstas en el eje 2 del Fondo de Desarrollo de Canarias, dirigido a la mejora de infraestructuras públicas. Así, subraya que La Gomera se encuentra a la cabeza en la ejecución de estos fondos que “complementarán al resto de acciones previstas por los instituciones adheridas al Programa de Desarrollo de La Gomera”.

Por su parte, el consejero de Carreteras, Aníbal González, detalla que durante el tiempo que duren los trabajos la vía continuará operativa, aunque los conductores deberán circular con precaución y respetando las indicaciones del personal encargado de regular el tráfico.

Inversión global de 3,1 millones de euros
De forma simultánea se trabaja en el segundo tramo del trazado adjudicado a Conacon, cuya inversión asciende a 1.337.936,66 euros. En los 7,9 kilómetros que separan la Degollada de Peraza de Pajaritos han comenzado las actuaciones en cunetas y limpieza de los márgenes de la calzada para su posterior pavimentado.

Al igual que en el primer tramo, aquí también se renovará la señalización, se dotará a la vía de barreras de protección para motoristas y se utilizará material termoplástico de alta resistencia con el objetivo de minimizar el desgaste que padece la carretera debido al tránsito de vehículos y la presencia de niebla.