Buscar
04:58h. domingo, 05 de diciembre de 2021

Hermigua recibe una subvención de 59.000 euros de Turismo de Canarias

Esta cuantía sera destinada a la mejora y rehabilitación del "Mirador Cruz del Viento" y a la instalación de mobiliario urbano en la localidad, como bancos y papeleras de madera.
DSC_0363

La Consejería de Turismo, Industria y Comercio del Gobierno de Canarias, a través de la Dirección General de Infraestructuras Turísticas, ha concedido una subvención de 59.000 euros al Ayuntamiento de Hermigua, en La Gomera, destinada al equipamiento turístico del municipio.

La orden ha sido firmada este jueves y las actuaciones incluyen la mejora del Mirador de la Cruz del Viento, con la realización de las obras necesarias para adecuar las instalaciones, tales como reparación de paredes; ejecución de baños; mejora de los asaderos; mejora de la cubierta; instalación de farolas fotovoltaicas; instalación de prismáticos resistentes a la intemperie; instalación de paneles de información; y, por otro, la instalación de bancos y papeleras de madera en distintas zonas del municipio con objeto de mejorar su equipamiento turístico.

La consejera de Turismo, Industria y Comercio, Yaiza Castilla, destaca que su Departamento continúa con la estrategia del embellecimiento de los atractivos turísticos de las Islas, incluyendo los recursos naturales y un adecuado desarrollo urbanístico de los distintos enclaves turísticos.

Para ello es necesario una planificación correcta de los recursos, para lograr una actividad turística sostenible y competitiva. Esta subvención se enmarca dentro de los objetivos y estrategias de desarrollo que Canarias está llevando a cabo a través de los diferentes programas e iniciativas teniendo, como referencia estratégica, la sostenibilidad del desarrollo turístico.

El Mirador de la Cruz del Viento es una zona de ocio tradicional en el municipio de Hermigua. Inicialmente era solo un espacio en el que los vecinos se reunían para celebrar fiestas familiares y meriendas. Con el paso de los años, el Ayuntamiento realizó actuaciones encaminadas a configurar la zona como un espacio de uso público con asaderos, mesas de madera, pérgolas etc.

El paso del tiempo y su continuado uso, han ido degradando las instalaciones, cuestión por la cual, se hace necesario una nueva actuación para que el lugar esté nuevamente en óptimas condiciones para vecinos y visitantes.