Buscar
06:02h. Viernes, 18 de Agosto de 2017

Sí se puede presenta una moción en el Cabildo para implantar las pruebas de prevención del cáncer de colon en La Gomera

El objetivo de la propuesta es aplicar con inmediatez la medida y con ello aumentar las tasas de supervivencia y la calidad de vida de las personas con posibilidades de padecer esta enfermedad.

Sí se puede La Gomera, a través de su Consejero en el Cabildo Insular Rubén Martínez, defenderá una moción en el próximo pleno para la implantación de las pruebas de detección de los casos de cáncer de colon en la Isla. Se trata del cáncer con mayor incidencia entre la población, siendo la segunda causa de muerte en España.

Desde la formación recuerdan que el cáncer de colon es uno de los pocos tumores que se puede diagnosticar precozmente por medio de una prueba que es muy barata. Señalan que su detección en la fase inicial aumenta de manera considerable las posibilidades de curación, que se establece en torno a un 90 % de los casos.

Rubén Martínez indica al respecto “Tal medida debe ser generalizada para toda la población canaria, ya que es viable y presenta costes asumibles. Son pruebas que nos pueden salvar de muchas muertes y sufrimientos”.

Hasta hace poco, esta medida solo se aplicaba en las áreas de referencia del Hospital Insular, en Gran Canaria, y del Hospital Universitario de Nuestra Señora de la Candelaria en la isla de Tenerife, ampliándose el programa el 1 de junio de 2017 a los municipios de Puerto del Rosario y la Oliva en Fuerteventura. En los próximos meses, según la Consejería de Salud del Gobierno de Canarias, se desarrollará en La Palma y Lanzarote. En la actualidad, en Gran Canaria el programa está establecido prácticamente en toda la Isla.

Para el consejero de Sí se puede en el Cabildo de La Gomera “Resulta llamativo que el principal apoyo de Coalición Canaria en el Gobierno de Canarias, ASG, no logre que se implante esta medida en La Gomera y sí se haga en otras islas. Debe ser que el interés de ASG en la Gomera se centra únicamente en hacer carreteras y obras que probablemente queden abandonadas en un tiempo”.

El cribado se realiza en las personas entre 50 y 69 años, y consiste en una prueba donde se detecta sangre en las heces de los pacientes, para una vez descubierta hacerse las respectivas colonoscopias. Desde Sí se puede recuerdan que la realización del cribado está incluida en la cartera básica de servicios sanitarios del Estado, lo que, en teoría, obliga a las comunidades autónomas a proveer este servicio a toda su población.

La formación ecosocialista señala que, según algunos autores, es mucho más barato asumir mil pruebas de este tipo que el tratamiento médico de una sola persona que padezca una fase tumoral más avanzada, que muchas veces se torna en irreversible.

Rubén Martínez concluye “entendemos que desde todas las instituciones se debe exigir a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias que apliquen con celeridad dichas medidas en todo el territorio canario, sin exclusiones ni dilaciones”.