Buscar
16:53h. Sábado, 16 de Diciembre de 2017

Reportaje: Presupuestos con rostro humano

La política social del Cabildo hace que la práctica totalidad de los habitantes de la Isla se hayan beneficiado en alguna ocasión de su apoyo

La política social del Cabildo de La Gomera se ha convertido en una de sus principales, más particulares y características formas de gestión. Podría decirse sin faltar a la verdad que son escasos, por no decir ninguno, los gomeros que no han recibido algún tipo de ayuda a lo largo de su vida por parte de la institución insular. O en el peor de los casos lo harán al final de su existencia con la conocida como póliza de decesos. 

Estas prestaciones se plasman en los estudios, en atención médica, para hacer frente a gastos extraordinarios, a los mayores o para que los entierros no cuesten dinero alguno. Una política que resulta inédita en el resto de Islas y que tiene un claro matiz social que es percibido por los habitantes de La Gomera y causa sorpresa en los que residen fuera. Pero además tienen otra cualidad. En la épocas de crisis y recesión en vez de acudirse a los recurrentes recortes, por el contrario se incrementan. Y es que desde la institución insular se es consciente de que en estos momentos es cuando más se debe tener la mano a quienes así lo precisen. 

El presidente del Cabildo, Casimiro Curbelo Curbelo, considera evidente que de cara al año que viene se está ante los presupuestos más ambiciosos de toda la historia de la Isla. Y ello es así gracias al papel destacado que ostenta la Agrupación Socialista Gomera (ASG), partido al que pertenece y gobierna con mayoría absoluta el Cabildo, en el contexto regional. Una situación política privilegiada que permitirá atraer numerosas inversiones a lo largo del año y mantener o incluso incrementar las partidas más sociales. Curbelo alienta a los gomeros a que soliciten estas ayudas y conozcan las prestaciones que pueden recibir durante 2018 con el fin de que puedan mejorar sus condiciones de vida.

Los casos de personas que así lo han hecho son innumerables. Por ejemplo, el de Pablo González un joven de 25 años que sufre una enfermedad corneal que no podía ser atendida por el Servicio Canario de Salud (SCS). Por ello fue necesario su traslado a una clínica especializada de Barcelona lo que implicaba un importante desembolso económico para su familia que resultaba prácticamente inasumible. Pues bien, el Cabildo atendió las peticiones de este joven y le otorgó una ayuda de 5.000 euros que permitió cubrir gran parte del tratamiento. “Para mis padres fue todo un alivio y además no sólo en aquella ocasión sino que a lo largo de los años siguientes el Cabildo me ha venido otorgando subvenciones que cubren entre el 50 y el 75% de los gastos en lentillas”. Pero con estas ayudas se pueden cubrir múltiples eventualidades médicas de todo tipo, por lo que se han convertido en un recursos muy valorado por los gomeros a la hora de garantizar su salud y bienestar. 

Y es que a través de las mismas es posible ahorrarse el desembolso en la compra de gafas, en ortodoncia, material ortopédico o que el Cabildo pague intervenciones en clínicas privadas cuando se lleva demasiado tiempo en listas de esperas o la enfermedad precisa de una actuación urgente. Las previsiones son que se destinen 180.000 euros de forma inicial pero ya se da por hecho que se contará con una partida global que rondará los 600.000 euros. 

La política de apoyo a los estudiantes es otro de los buques insignias del Cabildo. Miles de gomeros se han beneficiado de ella. Por ejemplo, tenemos el caso de Ariana Mesa quien en la actualidad está a punto de acabar la carrera de Derecho en la Universidad de La Laguna (ULL). Dice que cuando sus compañeros de otras Islas conocen las ayudas que ha recibido a lo largo de su vida de estudiante la consideran una persona afortunada, porque no existe una línea igual de becas en otros enclaves. 

En estos momentos recibe cada año mil euros para cubrir los gastos de transporte y estudios. Y tan importante como la cantidad es que no resulta incompatible con los fondos que se otorguen desde otras administraciones, como es el gobierno canario, central o ayuntamientos, que en ocasiones ponen más condicionantes y barreras. ¨Me parece una política perfecta que además supone un importante alivio para mis padres y ha ayudado a muchos gomeros a acabar sus estudios”. Pero este apoyo no sólo se limita a la etapa universitaria sino que se extienden durante toda la vida escolar. Por ejemplo, esta joven de Valle Gran Rey vio cubiertos los gastos de transporte durante la época en que cursó estudios secundarios desde su municipio a San Sebastián, donde vivió en la residencia a lo largo de toda la semana. Äl igual que todo los estudiantes gomeros que no residen en La Villa. A parte hasta que marchó a La Laguna nunca tuvo que pagar por comprar los libros. El Cabildo los abonaba religiosamente, lo que suponía otro importante alivio para las familias. Otra novedad es que a lo largo del próximo año los estudiantes gomeros de la Universidad y Formación Profesional (FP) podrán utilizar el transporte público de Tenerife en condiciones muy ventajosas, gracias al acuerdo que se suscribirá con el Cabildo de Tenerife. 

Para el próximo ejercicio se dedicarán a financiar los estudios 1,4 millones, un 28% más que en la actualidad. Ya que a lo mencionado hasta ahora habría que sumar el convenio con la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC) que alcanza los 90.000 euros, frente a los 50.000 de este ejercicio, para pagar los gastos de residencia. Y además, como novedad se incluye también otro con la La Laguna y la renovación del suscrito con la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED) que aumenta hasta los 36.000 euros.

Los mayores suponen otra de las preocupaciones tradicionales de la política del Cabildo. La principal novedad en las fechas próximas es la inminente demolición del antiguo Hospital para que en su lugar se ubique un centro sociosanitario, cuya cartera de prestaciones será pionera en el ámbito nacional. Una vez que haya desaparecido el edificio actual se levantará en su lugar las nuevas instalaciones. En total la inversión alcanzará los 10 millones de euros a los que habrá que sumar otros tres en mobiliario. De forma paralela se seguirá colaborando con las seis asociaciones de la tercera edad que existen en la Isla ayudándoles a hacer frente a los gastos corrientes y a la realización de diversas actividades, y en programas de envejecimiento activo y bienestar social. 

Colectivos como Ayudas Emergencias Anaga, la Unión de Radioaficionados de La Gomera, bomberos voluntarios de Valle Gran Rey y de la Isla, Pro-Animal o la asociación de minusválidos también obtendrán el correspondiente respaldo financiero del Cabildo, dada la importante labor social que realizan. 

En cuanto al apoyo a los promotores, el gerente de la Asociación de Empresarios de La Gomera (AEG), Fernando Morales Gámez, valora en su justa medida el apoyo que ofrecerá el Cabildo y que suma alrededor de medio millón de euros. Lógicamente se trata de un sector en el que todo el dinero que se reciba es poco, pero cree que con estas partidas se puede dar un impulso importante a los emprendedores, dada la necesidad que existe de regeneración en el tejido empresarial de la Isla. 

Sostiene que lo más importante es otorgar un buen asesoramiento y conceder créditos, ante las dificultades a las que se enfrentan los promotores a la hora de solicitarlos a las entidades financieras. El último censo elaborado por la Cámara de Comercio apuntaba la existencia de casi 500 empresas y autónomos, pero lo cierto es que no hay datos recientes. El Cabildo contempla medio millón, ampliables para las pequeñas y medianas empresas (pymes) y una cantidad casi idéntica para los sectores productivos como son agricultores, ganaderos, pescadores, guaraperos y apicultores.

No menos importantes son los planes de empleo, especialmente necesarios en la época de crisis que se ha atravesado, y que en algunos momentos ha llegado a dar empleo a hasta un millar de vecinos. El próximo año se mantendrá en tareas tales como el mantenimiento de carreteras o de tipo medioambiental, tal y como ha venido ocurriendo durante los últimos años. Pero no sólo la sociedad, sino que hasta los propios representantes políticos de otras administraciones han mostrado su sorpresa por el claro matiz social que tiene la política del Cabildo gomero.