Buscar
01:54h. lunes, 29 de noviembre de 2021

Valle Gran Rey inicia una etapa esperanzadora tras la Moción de Censura

El nuevo Gobierno de Nueva Canarias-ASG quiere recuperar la confianza de las instituciones, para entre todos, impulsar de forma coordinada muchos proyectos que ya están redactados y aquellos que hacen falta, como la Avenida Marítima, seguir con la tramitación del Plan General y, sobre todo, recuperar la confianza de los vecinos.
117871763_581591025860290_7198607661916338929_n

La Moción de Censura debatida en la mañana de este jueves en el Ayuntamiento de Valle Gran Rey, salía adelante con los votos a favor de los cinco concejales de Agrupación Socialista Gomera (ASG) y los dos de Nueva Canarias. Tal y como ya se había anunciado, las labores de regidor local y primer edil del municipio recayeron en el nacionalista Ángel Piñero.

La sesión extraordinaria del Pleno del Ayuntamiento de Valle Gran Rey celebrado en la Casa de la Cultura del municipio, dio comienzo con la constitución de la mesa de edad y la lectura por parte del secretario de la corporación de la normativa específica de esta moción de censura y su texto, así como dando conformidad de la legalidad de la misma.

Ya en la ronda de intervenciones, el primero en tomar la palabra fue el candidato a la Alcaldía, Ángel Piñero, (NC) quien defendió la legitimidad política y legal de la moción de censura, puesta en duda por su pertenencia al mismo grupo político que quien fuera alcalde hasta el pleno, el socialista Cristopher Marrero.

Piñero defendió que "el Ayuntamiento en este año, en vez de avanzar, había retrocedido merced a una falta clara de objetivos políticos y alejado de las aspiraciones de sus vecinos. Se mostró agradecido a sus nuevos socios ya que entendieron que la moción de censura y la mayoría conformada es, según manifestó Piñero, "la única alternativa para los próximos tres años para salir de la parálisis que tenemos en el municipio".

El ya alcalde de Valle Gran Rey subrayó que la localidad no podía esperar hasta los próximos comicios para  recuperar la confianza de las instituciones y prometió que trabajaran entre todos para impulsar de forma coordinada muchos proyectos que ya están redactados y aquellos que hacen falta, como la Avenida Marítima, seguir con la tramitación del Plan General y, sobre todo, recuperar la confianza de los vecinos.-manifestó.

Por su parte, el ya ex-alcalde Cristopher Marrero, hizo balance de su gestión, recordando que hace diez meses "este ayuntamiento no tenía ni técnicos municipales para resolver expedientes". De Piñero dijo que "durante este año usted ni estaba ni se le esperaba y cuando fue alcalde tampoco hizo mucho".

También le acusó de "dejación de funciones en sus competencias durante la etapa más dura de la pandemia" mientras alabó el trabajo realizado por su compañera socialista Sabina Rodríguez y los dos concejales de Sí se Puede.

El último en tomar la palabra antes de la votación de la moción de censura fue el portavoz de Agrupación Socialista Gomera Borja Barroso, quien recordó que en este pleno se ponían sobre la mesa "las mismas reglas que hace un año permitieron configurar gobierno" y tras recordar sus mismas palabras en esa sesión de junio de 2019, desglosó los motivos que llevaron a proponer el cambio de gobierno.

Para Barroso los motivos de la misma están relacionados con "el desgobierno del Ayuntamiento, que navega a la deriva sin un puerto de destino claro y estando más centrado en la confrontación institucional que preocupado de sus vecinos". Barroso acusó al antiguo gobierno municipal de "inoperatividad, personalismo y pasotismo", aludiendo a que ahora comienza "un tiempo nuevo, ya que Valle Gran Rey no puede esperar más ya que somos el motor económico y turístico de la Isla".

Una vez tomada posesión del cargo, Ángel Piñero mostró el compromiso personal de que Valle Gran Rey esté por delante, con vocación de trabajo para devolver a los vecinos la confianza a una institución "que tiene que estar a la altura de las circunstancias".