Buscar
10:55h. Sábado, 19 de octubre de 2019
"Cuando comencé a escribir en Facebook, recuerdo que al principio me sorprendían muchas cosas, leía a otras madres y por medio de ellas, conocí otras realidades que a mí por no vivirlas, me extrañaban"

En mi cita quincenal con los lectores, hoy quiero hablar de las amistades virtuales que se hacen por Facebook y que en algunos casos después pasan a ser personales al conocernos físicamente.

Cuando comencé a escribir en Facebook recuerdo que al principio me sorprendían muchas cosas, leía a otras madres y por medio de ellas conocí otras realidades que a mí por no vivirlas me extrañaban.
Algunas de esas madres cuando yo escribí un texto donde decía que me sentía privilegiada, al ver que mi hijo no presentaba las mismas características que ellas decían de los suyos, (tengo la sensación que se pensaban que yo iba de sobrada) y me dieron un repaso; diciéndome que no era todo tan fácil como yo lo veía, y tenían toda la razón; pero no se pararon a pensar que yo estaba hablando de mi realidad, y esa realidad no tenía nada que ver con la de cada una de ellas.

Por otra parte cosa lógica, nadie es igual a otro, todos somos únicos e irrepetibles. Una vez expuesto lo que yo sentía no hubo más problema, cada una entendió a la otra y todo arreglado. Es más a muchas de esas madres las considero amigas, no hay nada mejor que el dialogo y respetar al que tienes enfrente.
Por desgracia hoy lo que se estila es…O estás conmigo o estas en contra mía …Para algunas personas no existen los grises solo ven en blanco o en negro y lo que más gracia me hace es que después son las abanderadas de las causas justas, lo malo es que ellas mismas con sus dichos y hechos se contradicen. 
Que nadie se burle de sus hijos... Pero ellas pueden mofarse y levantar falsos testimonios de quien no les baila el agua o no siguen el paso que marcan para bailar.

Una vez aclarado este punto, (lo tenía que hacer para que entendáis algunas cosas que os contaré a continuación) os quiero decir que de las madres y padres que he conocido virtualmente algunos he tenido la suerte de conocerles también en persona.Salvo alguna excepción, ya sabemos que siempre hay excepciones que confirman la regla; todo ha sido fabuloso y estoy encantada de haberles conocido. Espero seguir conociendo a más madres y padres que tenemos algo tan importante en común, como son nuestros hijos. 
Ahora voy a decir para que nadie se llame a engaño las cosas que me gustan y las que no.

67024950_10217328355979484_5641604530169708544_n

Me gustan:

Las personas que te dicen a la cara lo que piensan de una. 
Las que tienen la mente abierta.
Las que tienen sentido del humor.
Las que son sensibles al dolor ajeno.
Las que muestran empatía hacia los demás.
Las que protegen y cuidan a las personas vulnerables.
Las que aceptan a las personas como son, sin importarle su raza, vida privada, preferencias sexuales etc.
Las que antes de criticar se ponen en la piel del prójimo.
Las que respetan y no hacen daño a los animales.
No me gusta: 
Las personas falsas e hipócritas.
Las que te utilizan según sus intereses.
Las que predican uno y practican otro. 
Las que se ríen de todo pero son incapaces de reírse de ellas mismas, y no aceptan una broma porque tienen la piel muy fina.

Las que en Facebook ponen la carita llorando por cualquier chorrada pero es insensible cuando ve el mar lleno de cadáveres de niños y mayores ahogados; como son ilegales y no son sus hijos…
Las que pudiendo hacer mucho por el prójimo, ponen por delante sus intereses antes de mirar por los de sus semejantes.

Las de la doble moral, las cobardes que hablan a las espaldas porque no tienen la valentía de decirte a la cara lo que piensan de una .
Las cotillas que no tienen vida propia y están pendientes de la vida de los demás. 
Las personas que disfrutan torturando hasta la muerte a animales indefensos y practican su sadismo con seres vulnerables.

Para terminar, no me gusta para nada que las personas cuando no tienen argumentos para rebatirte, digan mentiras para salvaguardar sus meteduras de pata. 
Es más honrado decir, me he equivocado; discrepo contigo; respeto tu opinión pero no la comparto etc. Que ir por atrás criticando lo que no se atreven a decir a la cara.

Una vez terminado lo que quería decir, me quedo con las personas que valen la pena, las que me aportan, las que cuando meto la pata me lo dicen en privado y mis aciertos me los alaban en público. 
Con las amistades tanto virtuales como personales muchas veces pasa como con el príncipe azul...Destiñe...
Muchas veces nos olvidamos de decir cuánto estimamos o queremos a las personas, tal vez por timidez, por el qué dirán si muestro mi lado más sensible etc. No nos damos cuenta lo importante que es decir "Aquí estoy, cuenta conmigo" y mostrar afecto si así lo sientes. 

Me encantan las mujeres que no están a la greña con otras mujeres; les dicen lo guapas que están y les muestran su complicidad.
No soporto a las que tiran tierra encima de otra mujer, pienso que tienen la autoestima muy baja, son inseguras, ven fantasmas por todos los lados y muchas veces el fantasma lo tienen muy cerca y no lo ven... 
Para terminar decir a todas las mujeres y hombres que no hace falta apagar la luz de nadie creyendo que así tu vas a brillar más.

Cada persona tiene su luz propia y aunque veas fastuosas lámparas con enorme luz, si vas por un camino y pierdes las llaves, con la simple luz de una linterna bien pequeña las puedes encontrar.
La verdad que mi escrito de hoy con tantos temas parece una ensalada llena de ingredientes, cada ingrediente tiene su sabor y cada apartado de mi escrito tiene mucho para haceros pensar.