Buscar
16:49h. Martes, 31 de marzo de 2020
“Debes siempre de esforzarte por ser el mejor, pero nunca debes creer que lo eres” (Juan Manuel Fangio)

Soy José Mateos Mariscal Autónomo empresario en la crisis económica España perdimos todo mi casa , mi coche , todo menos mi dignidad, después de deshucios tras desahucio la crisis nos transportó a Alemania país donde resido actualmente, hoy sábado salimos de Compras como la mayoría de las familias visitamos un Bude típico alemán, los Bude son móviles que sirven comidas rápidas Como Currywurst , Bratwurst , Fleischwurst..

Fiestas como la Oktoberfest confirma que si hay un producto que asocia todo el mundo a la gastronomía alemana es la cerveza, y si hablamos de comida, seguro que la mayoría piensa en salchichas. No es extraño pues que naciera un plato rápido, barato y popular basado en este embutido, especialmente entre turistas. Recordando que sólo tengo 30 minutos de bocadillo en el trabajo y soy especialista donde venden los mejores Currywurst, he querido llevar a mi Gordi a degustar la receta típica alemana.

El Currywurst es el fast food por excelencia de Alemania, famoso por todo el país aunque originario de Berlín. Consiste básicamente en salchicha acompañada de patatas fritas o panecillo, y con su típica salsa de tomate y curry. Las versiones más básicas, y algo cutres, simplemente mezclan kétchup y curry, pero la versión casera me ha gustado mucho más. Si os gusta más picante añadid un poco de cayena.

Ingredientes

Para 2 personas

Cebolla pequeña o media 1
Dientes de ajo 1
Tomate troceado natural 250 gramos
Azúcar 25 gramos
Puré de manzana 25 gramos
Vinagre de manzana 2 ml
Mostaza de Dijon 5 ml
Curry molido 5 gramos
Sal Pimienta negra molida 5 gramos
Salchichas Bratwurst 4 unidades

Cómo hacer currywurst

Dificultad: Fácil

Tiempo total 40 m
Elaboración 5 m
Cocción 35 m

Picar la cebolla y el diente de ajo. Calentar un poco de aceite de oliva en una sartén y sofreír ambos unos minutos. Añadir el tomate con sus jugos y la cucharada de azúcar, y dejar reducir unos minutos.

Incorporar el puré y vinagre de manzana, la mostaza y la mezcla de curry. Salpimentar y mezclar bien. Dejar cocinar a fuego suave hasta que reduzca y espese y el tomate esté casi deshecho. Triturar con una batidora y devolver a la sartén para que reduzca hasta la consistencia deseada.

Cuando la salsa esté casi lista, calentar un poco de aceite en una plancha o parrilla y cocinar las salchichas a fuego medio por ambos lados, procurando que no se doren demasiado. Rectificar de sal y azúcar la salsa y servir.