Buscar
04:52h. miércoles, 21 de octubre de 2020

Casi 6.000 pacientes llevan más de seis meses esperando por una intervención, “y el gobierno insiste en culpar al personal”.

Según Milagros Bethencourt, la situación se agrava en La Gomera, El Hierro y La Palma, pues el dato es peor en el HUNSC, centro que las atiende.
Milagros Bethencourt
Milagros Bethencourt

El Grupo Popular en el Parlamento de Canarias denunció hoy el preocupante incremento registrado en las listas de espera hospitalarias en el Archipiélago en los últimos seis meses, que evidencia la errónea política emprendida por la Consejería de Sanidad del Gobierno autonómico, al suspender las operaciones quirúrgicas y consultas en horario de tarde.

Sólo entre enero y septiembre de 2011, fecha en que se suspendió esta actividad de tarde, el sistema pudo atender a más 86.000 pacientes. Según los datos facilitados por el Gobierno de Canarias, 21.000 canarios estaban esperando por una operación, una cifra que, según desveló la diputada autonómica, Milagros Bethencourt, “se ha disparado seis meses después, y ahora son casi 25.000 los canarios en lista de espera”.

La parlamentaria del PP calificó de “escalofriantes” los datos proporcionados por la consejera de Sanidad, pues “son miles los canarios que desesperan aguardando a que su salud sea atendida, una situación que se agudiza especialmente en La Palma, La Gomera, y El Hierro”.

“Estas cifras se publican diez meses después de lo previsto, acumulando tres meses de retraso, y ni aun sido sometidas a una sesión de maquillaje, pueden ocultar las consecuencias de la incompetente actuación de la Consejería”, enfatizó.

 Islas no capitalinas

“La consejera dijo en su día en el Parlamento de Canarias que la medida de cierre de los hospitales en horario de tarde no aumentaría las listas de espera, desviando la responsabilidad al personal sanitario, y los datos están ahí; es más, son casi 25.000 canarios los que están esperando operarse, y de ellos, cerca de 6.000 llevan esperando más de seis meses, una subida que roza el 50%”, declaró Milagros Bethencourt.

“Las Islas no capitalinas son las que se llevan la peor parte –comentó-, por cuanto las listas de espera de los dos centros de tercer nivel de Tenerife suben desorbitadamente, en especial las del Hospital Universitario Nuestra Señora de la Candelaria, que trata a los pacientes de La Palma, Gomera y El Hierro, con un 43,24% de incremento”.

La lista de espera del Hospital Universitario de Canarias, también en Tenerife, creció prácticamente un 38% desde la suspensión de las operaciones y consultas en horario de tarde. Se da la circunstancia de que son los únicos con unidades de cirugía mayor ambulatoria.