Buscar
03:42h. Lunes, 20 de enero de 2020

La Consejería de Obras Públicas, Transportes y Vivienda adquiere un primer lote de 27 viviendas para acoger temporalmente a las familias en situación de desahucio

El consejero Sebastián Franquis ha anunciado que la empresa pública Visocan cuenta con 11,6 millones de euros para comprar cerca de 180 casas en toda Canarias y cumplir uno de los objetivos del Pacto por la Vivienda Digna, que es crear una bolsa de viviendas vacías para atender los casos de desahucio de familias en situación de vulnerabilidad social

El consejero de Obras Públicas, Transportes y Vivienda del Gobierno de Canarias, Sebastián Franquis, ha presidido hoy en Santa Cruz de Tenerife la Junta General Extraordinaria y posterior Consejo de Administración de la empresa pública Viviendas Sociales e Infraestructuras de Canarias, SAU (Visocan), en la que se ha aprobado la adquisición de un primer lote de 27 viviendas vacías que se destinarán a facilitar una casa de manera provisional a aquellas familias vulnerables que estén en situación de desahucio por imposibilidad de hacer frente a los gastos de hipoteca o alquiler.

El consejero ha anunciado en el transcurso de la Junta General que Visocan dispone en estos momentos de una aportación de 11,6 millones de euros de la Consejería, a través del Instituto Canario de la Vivienda (ICV) para empezar a dar los primeros pasos en la creación de una bolsa de viviendas vacías, uno de los objetivos marcados como “prioritarios” por Franquis dentro de su Pacto por el Derecho al Acceso a una Vivienda Digna en Canarias que este ha presentado en el Parlamento y a varios agentes sociales en las últimas semanas.

“La creación de la bolsa de vivienda vacía que incluimos en el Pacto por la Vivienda Digna, busca dar una respuesta rápida y eficaz las familias afectadas por desahucios y ofrecer soluciones habitacionales temporales a las mismas y, al mismo tiempo, facilitar a estas personas un seguimiento de su situación mediante programas de inserción y formación laboral”, señaló Franquis.

Esta primera compra aprobada hoy responde a la convocatoria de un concurso público por parte de Visocan y al que se presentaron únicamente dos grandes propietarios de viviendas con cuatro ofertas. Tras estudiar todas las ofertas, y descartar una de ellas por defectos en su documentación, se ha formalizado la adquisición de 27 viviendas en tres municipios del Archipiélago, para lo que ha invertido 2.281.795,52 euros de los 11,6 millones aportados por el Instituto Canario de la Vivienda. Las viviendas se localizan en los municipios de Icod de Los Vinos (15 casas), Puerto del Rosario (11) y San Cristóbal de La Laguna (1).

A partir de ahora, y tras la celebración del concurso público, Visocan procederá a la adquisición de forma directa del resto de viviendas hasta acercarse lo máximo posible a las 180 casas que se pretende comprar con los 11,6 millones de euros aportados por la Consejería de Obras Públicas, Transportes y Vivienda a través del ICV.

Por otra parte, la Junta General celebrada hoy ha servido para renovar los representantes en el órgano de gobierno de la empresa pública Visocan. De esta forma, el nuevo Consejo de Administración de Visocan estará presidido por Sebastián Franquis Vera, consejero de Obras Públicas, Transportes y Vivienda; y los vocales: Maribel Santana Marrero, directora del Instituto Canario de la Vivienda; Conrado Domínguez Trujillo, secretario general técnico de la Consejería de Obras Públicas, Transportes y Vivienda; Gemma Martínez Soliño, viceconsejera de Derechos Sociales; Fernando Miñarro Mena, director general de Infraestructura Turística; Yolanda Luaces Hernández, directora general de Industria; además de por Sonia del Carmen Hernández Negrin; Agustín Fernández Clemente; Miguel Ángel Pulido Rodríguez, director general de Coordinación y Apoyo técnico a la Vicepresidencia; Ciprián Rivas Fernández, director general de Ordenación y Promoción Turística, y Rosa Elena García Meneses, consejera del Cabildo de La Gomera.