Buscar
10:52h. Miércoles, 14 de Noviembre de 2018

Sí se puede muestra su preocupación por la inactividad del Cabildo gomero respecto al mantenimiento de bancales

Rubén Martínez recuerda que la Corporación Insular aprobó una moción institucional, promovida por Sí se puede, para adherirse al Pacto Estatal por la Soberanía Alimentaria, la Educación Ambiental y la Sostenibilidad del Territorio, sin que se haya tomado ninguna medida.

Sí se puede La Gomera manifiesta su preocupación por la inactividad y desidia que muestra el Cabildo gomero respecto al mantenimiento de bancales y el desarrollo de medidas para la conservación de los suelos fértiles y los territorios agrícolas históricos. En este sentido, Rubén Martínez recuerda que “la Corporación Insular aprobó una moción institucional, promovida por Sí se puede, para adherirse al Pacto Estatal por la Soberanía Alimentaria, la Educación Ambiental y la Sostenibilidad del Territorio, y sin embargo nada se ha hecho hasta el momento para cumplir con los acuerdos”.

Para el portavoz, “los paisajes abancalados de La Gomera son paisajes que nos identifican, que deben reactivarse, que deben ser protegidos y dinamizados antes de que su deterioro, desnaturalización y abandono lo hagan imposible”.

Para la formación asamblearia, “nuestro paisaje de andenes o terrazas de cultivo con paredes de piedra, es la huella extraordinaria del trabajo de las gentes gomeras, y es, por lo tanto, un patrimonio que merece ser conservado con urgencia, antes de que su degradación las convierta de nuevo en laderas. Tenemos que trabajar con urgencia en la conservación física del suelo, luchando contra la erosión y asegurando su fertilidad”.

Martínez declara “no nos sorprende la actitud indolente y derrotista del gobierno de ASG, pero nos preocupa que mientras otros territorios apuestan por el mantenimiento inteligente y equilibrado de los paisajes agrícolas, aquí quienes gobiernan estén jugando a convertir La Gomera en un parque temático para el turismo”.

Desde Sí se puede se entiende que precisamente desde un punto de vista turístico se tendría que estar recuperando los paisajes agrícolas insulares que interesan y mucho a quienes visitan la isla. Además, señalan el papel fundamental que debe jugar la agricultura para defender a los barrios y pueblos de otro peligro que se cierne sobre el territorio y las gentes de La Gomera como son los incendios forestales e interfase.

“Lo que no es admisible es que la isla tenga un 83% de su superficie cultivable en abandono y no se tomen medidas para revertir esta situación, mientras nos visitan y/o pernoctan cientos de miles de personas al año. No se ha sabido o no se ha querido incorporar la agricultura al sector turístico, sólo se ha querido apostar por miradores desde los que mirar la agonía de nuestros paisajes agrícolas” insiste el portavoz.

En tal sentido, recuerdan la apuesta que la moción institucional hacía por la agroecología como un instrumento interesante para el desarrollo de una agricultura moderna y respetuosa con el medio ambiente, que sea capaz de incorporar a las nuevas generaciones a un sector económico que es estructural para la isla de La Gomera.

“La perspectiva de futuro para la agricultura gomera, en una isla muy envejecida, es aún menos halagüeña que la actual, pero precisamente sin hacer nada, que es lo que plantea Curbelo, es como se ha llegado hasta aquí” abunda Martínez, quien finaliza su intervención: “El día que los bancales se conviertan en laderas se habrá borrado parte de nuestra historia, quizás la más fundamental y la que más decía de quienes han habitado esta isla”.