Buscar
14:12h. domingo, 17 de octubre de 2021

La Policía apunta a los Ariza

"Hay quienes se dedican a prestarse pagar para fulminar y cargarse toda una página Web,;bien sea por intereses contrapuestos, fofias y filias".

La Policía Nacional, recoge la información de un diario digital nacional, ha tenido que emplear la tecnología mas vanguardista para resolver un caso cimentado sobre las pasiones mas bajas y primarias del ser humano .

La puntera Unidad de Investigación Tecnologíca (UIT),de la Comisaria General de Policía Judicial,detuvo días pasados a un empresario y tres hackers después de 14 meses de averiguaciones por presunta vinculación reiterada de ataques informáticos que afectaron a la pagina Web prnoticias.com

A Luis Sans,exconsejero delegado del Grupo Intereconomía, se le acusa presuntamente de ser el instigador de los ataques cibernéticos al periódico digital ,al haber pagado a tres expertos informáticos para que tumbaran protonoticias.com, que en esos momentos publicaba informaciones especialmente criticas contra Ínter economía.

Los hackers, según fuentes policiales, realizaron el ataque de denegación,consistente en generar artificialmente la consulta masiva de una página Web hasta exceder la capacidad de su servidor, lo que llegó a causar un perjuicio económico al diario digital en cuestión, que ronda los 425.000 euros.

El exconsejero de Intereconomía,ha negado en declaración en sede policial, tener ninguna vinculación con los hechos que se investiga en su presunta participación;atribuyendo toda responsabilidad a lo propietarios de Intereconomía JulioAriza y su hijo Julen Ariza. El comunicado no se ha hecho esperar por la cúpula del Grupo de estos. En el mismo, venían a decir: “dejar claro tener relación alguna con esos ataques a la página web afectada“, y que además, fueron ellos quienes denunciaron en su momento ser atacados por quien ahora resulta implidado en los hechos, dejando entrever se trate, de uno de los tres hacker acusados por la UIT,en la participación de la trama.

Al trío de estos manitas de la informática, viene a sumarse un libanés de quien se dice, reconocido prestigio en el pujante mercado delictivo cibernético, y de quien  la Policia española a remitido  información a Wanshington y Ottawa para la detención de ese cuarto pirata.

Que los delincuentes de la electrónica digital son una realidad temerosa, de igual es,que hay quienes se dedican a prestarse pagar para fulminar y cargarse toda una página Web,;bien sea por intereses contrapuestos, fofias y filias.

El exconsejero Luis Sans, lo niega y está en todo su derecho;el clan Ariza, igualmente. Pero la sombra de la duda vuela,y aunque alto estén de perfiles;eso,que la sospecha parece no ser tanto baladí.Lo cierto es, que la página Web periodística alguien se la ha cargado,y la Policía, como acostumbramos a decir  por estos terruños, no tiene nada de tonta ni apunta con dianas a ciegas… Alguien deberá responder de ello ante la Justicia.Cargarse de esa manera miserable la libertad de expresión debe castigarse con  dureza y sin paliativos. Esta manejos de delincuencia es toda una amenaza latente que hay que erradicar.