Buscar
jueves, 09 de febrero de 2023 00:00h.

Industria saca a concurso público la investigación sobre recursos geotérmicos en Tenerife

El Gobierno de Canarias promueve el desarrollo de fuentes de energía que reduzcan la dependencia del Archipiélago de los recursos energéticos procedentes del exterior.
yaiza castilla

La Consejería de Turismo, Industria y Comercio del Gobierno de Canarias ha sacado a concurso público la selección de los mejores programas de investigación de recursos geotérmicos en una serie de cuadrículas de terreno, susceptibles de contar en su subsuelo con este tipo de fuentes de energía sostenible y limpia, en la isla de Tenerife y próximamente lo hará para la isla de La Palma en las mismas condiciones.


El Gobierno de Canarias viene impulsando desde hace años el desarrollo de fuentes de energía que reduzcan la dependencia del archipiélago de los recursos energéticos procedentes del exterior, situación que en la actualidad es prioritaria dentro del ámbito de sostenibilidad energética y ambiental.


Además, desde hace décadas se han llevado a cabo en la isla de Tenerife diversas actividades de exploración e investigación de recursos geotérmicos de alta energía amparados en diversos permisos otorgados por la Dirección General de Industria, de acuerdo a lo establecido en la vigente Ley de Minas.


Precisamente este texto legislativo establece que una vez caducado un permiso, ya sea de exploración o de investigación, es necesario convocar un concurso público para otorgar nuevos permisos sobre la superficie del terreno ocupada por el previamente caducado.


De ahí y dada la potencialidad en cuanto a recursos geotérmicos de alta energía que presenta el archipiélago, avalado por los estudios realizados por entidades privadas y públicas, la Consejería que dirige Yaiza Castilla, ha considerado necesario dar impulso a la labor investigadora, promoviendo que los nuevos proyectos que se planteen deban tener una intensidad acorde con el nivel de conocimiento del recurso minero que ya existe en la actualidad y y priorizando la aplicación de las más modernas técnicas de investigación geo-minera y las que mejor se adaptan a las características de la isla.


En consecuencia, la Consejería emitió una orden, con fecha del 2 de enero pasado (BOE de 13 de enero) por la que hace pública la extensión de terreno correspondiente a los permisos caducados en la isla de Tenerife, que abarcan una extensión conjunta de 3.089 cuadrículas mineras, aproximadamente 1.035 kilómetros cuadrados, y por la que se convoca el concurso público, con sus correspondientes bases, para la selección de los mejores programas de investigación sobre recursos geotérmicos de alta energía.


Al igual que en Tenerife, la isla de La Palma cuenta con terreno ocupado con permisos de exploración recientemente caducados, por lo que la Consejería de Turismo, Industria y Comercio convocará también próximamente el concurso para nuevos proyectos de investigación en esta isla.


Según la Estrategia de Geotermia de Canarias, elaborada por la Dirección General de Energía, el archipiélago necesita de acciones vinculantes capaces de garantizar la descarbonización de su economía.


Por este motivo, desde el Gobierno de Canarias, se quiere fomentar el uso de las energías renovables a todos los niveles, desde pequeños a grandes proyectos, y en todos los sectores.


En las Islas Canarias se vienen haciendo estudios geotérmicos en fase de exploración desde los años 70, focalizándose el análisis en las islas que han sido reconocidas como de mayor potencial por su actividad geotérmica.


El desarrollo de las investigaciones ha permitido que los expertos hayan publicado decenas de artículos en revistas científicas a nivel internacional basados en los estudios exploratorios ejecutados fundamentalmente en las islas de Lanzarote, Tenerife, Gran Canaria y La Palma.


Esta actividad investigadora se ha realizado con mayor intensidad recientemente en Tenerife donde, en la última década se han llevado a cabo diversas actividades de exploración e investigación de recursos geotérmicos de alta energía amparados en diversos permisos otorgados por la Dirección General de Industria, de acuerdo a lo establecido en la vigente Ley de Minas.