Buscar
sábado, 13 de abril de 2024 00:01h.

Matías, el dueño del coche que cayó al mar desde el Bencomo Express de Fred Olsen, afirma que la Naviera se hará cargo de todo y "con creces"

Lo ha señalado en una Entrevista en la Cadena Cope, en el Programa de Mayer Trujillo, donde también apuntó que tras el incidente, ha escuchado "muchas boberías". 
1

Matías, el propietario del vehículo que este pasado sábado se hundía en el mar junto a la costa de La Gomera tras precipitarse desde la bodega del barco en el que viajaba, concedía en el día de hoy una Entrevista a COPE Canarias, en el Programa de Mayer Trujillo, donde ha contado cómo ocurrió todo.

 “Como soy viajero frecuente, viajo en Clase Oro y te aparcan el coche cerca de salida. Yo giré la rueda y puse el freno de mano, como hacemos siempre. Salí del vehículo y subí arriba. Cuando el barco sale de la escollera del puerto, da un golpe de mar y veo al coche flotando en el agua. Me quedé en shock”.

Muy calmado y resignado, Matías cuenta que no dudó ni un segundo que era su vehículo: “Es un 4x4 muy grande, de edición limitada. Era mi coche”.

"Lo primero que pensé fue en mis perros"

Cuando vió caer su vehículo al agua, en lo primero que pensó fue en sus perros: “Lo primero que pensé es si tenía los perros dentro, pero luego recordé que los había dejado en La Palma. De haberlos tenido, habría saltado al agua, aunque fuese un error, porque seguramente hubiese muerto triturado por la hélice del barco”.-dijo

Matías, quien dice haber leído estos días muchos comentarios en las redes sociales tras difundirse un vídeo que grabó uno de los pasajeros, señala que  “están diciendo muchas boberías". El mar estaba muy malo y, a la salida del muelle de La Gomera, vino una ola de frente. A eso hay que unirle, seguramente, un error humano. Son accidentes que pasan”.

Perdió su vivienda en el volcán de La Palma

También contó como  en el 2021, cuando la erupción de Cumbre Vieja,  les dejó sin vivienda. “Ahora tengo una casa bajo la lava y un coche bajo el mar; menos la lotería, me toca todo”, dijo sin perder el sentido del humor.

Fred Olsen

De hecho, asegura que tras el accidente del sábado se encontraron “igual que en el volcán: con lo puesto, tuvimos que ir a buscar ropa, nos quedamos sin el portátil que usamos para trabajar, y también perdimos cosas de valor sentimental”.

En todo caso, se encuentra tranquilo y satisfecho con el atendimiento de Fred. Olsen: “Nos recibieron tres directivos en el puerto de Los Cristianos, me dejaron un coche de sustitución y se van a hacer cargo de todo y con creces, según me han garantizado”.

Termina señalando al entrevistador que, si no cumplen, volvera a llamar para contarlo.